¿Problemas con Plagas?
Llame al: 01 800 732-8601

Necesitas una pagina web? visita pixelearte.com

Roedores

El ratón casero es el más comúnmente encontrado y económicamente importante de los roedores comensales, siendo la rata Noruega y la negra o de los tejados las otras dos. El ratón casero no solo es una plaga molesta que daña y destruye materiales al roerlos, consume y contamina alimentos almacenados, sino que también tiene importancia médica ya que es vector o portador de enfermedades. Se piensa que es originario de Asia Central, pero en la actualidad tiene distribución mundial y se encuentra en todo Estados Unidos.

RECONOCIMIENTO
Los adultos miden 6,5 a 9 cm de largo entre cabeza y cuerpo, el largo de la cola es de 7 a 10 cm, pesan alrededor de 12 a 30 g. Piel fina y lisa, color generalmente gris terroso arriba y gris claro o crema en la panza (algunos ratones marrón claro a gris oscuro arriba), pero el color del pelo varía considerablemente de un área a otra o de una ubicación a otra independientemente de sus hábitos de vida. Nariz puntiaguda, ojos pequeños, incisivos sin surco, orejas grandes con algo de pelo. Patas cortas y anchas. Cola uniformemente oscura, escamosa y semidesnuda. Los desechos de los adultos 3 a 6 mm de largo, en forma de estaca, con ausencia de bordes (los desechos de la cucaracha Americana tienen bordes), con los extremos en punta.

CONTROL
La clave para cualquier programa de control de ratones es la identificación, higiene, eliminación de refugios y modificación estructural para hacer el edificio a prueba de ratones. El control se basa en los hábitos de comportamiento del ratón. Algunas de las cosas más importantes que deben recordarse son:
1. Los ratones defecan por donde quiera que transitan pero principalmente donde se alimentan. Las excretas de ratón sirven para indicar donde deben concentrarse los esfuerzos de control. También pueden utilizarse polvos de rastreo no tóxicos para determinar donde se está presentando la mayor actividad de los roedores.
2. Los territorios son relativamente pequeños y raras veces exceden 6 m de diámetro. Si se desea que el esfuerzo de control sea efectivo, las trampas y estaciones cebaderas deben colocarse dentro de esa área. Si una trampa o estación cebadero no ha sido visitada en 48 horas, debe cambiarse por que los roedores están en algún otro sitio.
3. Los ratones comen un poco aquí y otro poco allá. Es recomendable colocar pequeñas cantidades de cebo en tantas estaciones como sea posible para incrementar la exposición y consumo. Las trampas deben cambiarse hasta que se hayan establecido las preferencias, después, hay que utilizar este cebo hasta que el consumo se detenga.
4. Los ratones son muy inquisitivos. Se deben mover los objetos de los alrededores cuando se introducen las trampas o cebaderos o tableros engomados, de manera que los ratones exploren para establecer nuevas rutas. Esto hace que el trampeo, cebado y captura tenga más éxito.
5. A los ratones les gusta encontrar los materiales para anidado en las cercanías. Se puede utilizar este tipo de material en el disparador de las trampas de resorte y en el centro de las trampas engomadas.
6. Los requerimientos de agua se incrementan con la temperatura y/o con el bajo contenido de humedad de los alimentos. Se pueden utilizar cebos líquidos (endulzados con jugo de ciruelo, de piña o sabor original de esencia de cereza) durante la temporada de calor y cuando el contenido de humedad en los alimentos es bajo, p.ej. cuando se alimentan en elevadores de granos, bodegas, etc.
7. Los ratones sienten atracción hacia ciertos alimentos. Se pueden cebar las trampas de resorte y/o el centro de las trampas engomadas con ciruela, piña fresca, maní salado o cualquier otra cosa que estén comiendo en ese momento. 8. En exteriores, la reproducción es más temporal, los puntos de contacto son bajos entre octubre y enero. Debido a que se reducen las posibilidades de introducción, los esfuerzos de control pueden ser más efectivos en la eliminación de los ratones durante este período bajo.


Rata Noruega

La rata Noruega es el más grande y más común de los roedores comensales en las regiones templadas del mundo. No únicamente daña o destruye materiales al roerlos, consume y contamina alimentos almacenados, sino que también tiene importancia médica ya que es vector o portador de enfermedades. Se piensa que es originario de Asia Central, pero en la actualidad tiene distribución mundial y se encuentra en todo Estados Unidos.
RECONOCIMIENTO Los adultos miden 18 a 25 cm de largo entre cabeza y cuerpo, el largo de la cola es 15 a 21 cm, pesan alrededor de 200 a 500 g pero pueden llegar a 620 g. Piel gruesa, peluda, marrón con algunos pelos negros repartidos, con la parte inferior gris a blanco amarillenta. Nariz chata, ojos pequeños, orejas pequeñas (no llegan a los ojos) y densamente cubiertas de pelos cortos. Cuerpo pesado. Cola bicolor (más oscura arriba), escamosa y más corta , que la combinación de tamaño de la cabeza y el cuerpo. Los desechos de los adultos miden hasta 20 mm de largo, en forma de cápsula con los extremos chatos. CONTROL La clave para cualquier programa de control de rata es la identificación, higiene, eliminación de refugios y modificación estructural para hacer el edificio a prueba de ratones. El control se basa en los hábitos de comportamiento de la rata Noruega. Algunas de las cosas más importantes que deben recordarse son:
1. La rata defeca en cierta forma indiscriminadamente dentro de su territorio pero principalmente donde se alimentan. Las excretas de rata sirven para indicar su presencia y las áreas donde deben concentrarse los esfuerzos de control. También pueden utilizarse polvos de rastreo no tóxicos para determinar donde es más numerosa su presencia.
2. La rata puede viajar 30.5 a 45.7 m en su búsqueda de alimento y/o agua a lo largo de corredores establecidos y generalmente con sus vibrisas en contacto con las superficies verticales. Deben buscarse las marcas de frotación y los corredores limpios. Las trampas y estaciones cebaderas deben colocarse a lo largo de los corredores y contra las superficies verticales.
3. Las ratas son muy glotonas. Es recomendable colocar suficiente cebo en cada estación para al menos 1 comida (cebo de interrupción-de-alimento), 2 comidas (cebos de efecto agudo/de una sola ingestión), o más (cebos de efecto crónico/de múltiples ingestiones). Cuando se han establecido las preferencias, después, hay que utilizar este cebo hasta que el consumo se detenga.
4. Las ratas son muy cautelosas. Es recomendable que los disturbios se mantengan al mínimo. Puede ser necesario el pretrampeo con trampas sin activar cuando se usan trampas de resorte o el precebado con cebo no tóxico.
5. La rata Noruega prefiere carne, pescado y cereales. Se recomienda usar cebos altos en proteínas y cebar el centro de las trampas engomadas con este tipo de material alimenticio.
6. La rata generalmente tiene alguna fuente de agua diferente a su alimento si éste tiene bajo contenido de humedad. Los cebos líquidos son particularmente efectivos cuando su fuente normal de agua puede ser reducida o eliminada.
7. En exteriores, la rata Noruega por lo general anida en madrigueras. En áreas exteriores la fumigación (gaseado) de madrigueras de rata es extremadamente efectiva. Se deben seguir las instrucciones de la etiqueta y no gasear madrigueras que se localicen en los 4,5 m o que corran por debajo o tengan aberturas en el interior de estructuras ocupadas.